Concello de Trabada

TRABADA

Este municipio de la Mariña Oriental posee una ubicación privilegiada, con un precioso paisaje de montaña. Inigualables espacios naturales como sus bosques y fragas naturales, donde se pueden admirar muchas especies de fauna y flora autóctona, que recorren diversas rutas de senderismo.
Dentro del patrimonio histórico cabe destacar los castros de Trabada, Sante y Vidal, así como diversos sepulcros esparcidos por el término municipal, a día de hoy sin excavar y que atestiguan un pasado prerromano.
El menhir de O Marco da Pena Verde aparece citado en el Diploma del Rey Silo. Como confluencia de camino, representa el vestigio arqueológico más conocido.
Antiguos linajes del país levantaron sus casas solariegas en esta tierra y aún se conservan algunas. Sus tallas heráldicas nos muestran hoy los blasones de estos linajes. Los más antiguos, con un bello estilo renacentista, pertenecen al siglo XVI. 
Durante la invasión napoleónica los vecinos de Trabada se enfrentaron a las tropas francesas en el 1809, dispuestos a defender el camino entre Mondoñedo y Ribadeo, conocido como el de Nosa Señora da Ponte. En recuerdo de aquella hazaña, se conmemora anualmente, el lunes de Pentecostés, la festividad de Nosa Señora da Ponte.
Destacan especialmente las iglesias de Sante, que es una de las más antiguas del siglo XVI, aunque se reformó en el siglo XVIII, y la de Vilapena, que cuenta en su capilla mayor con un precioso retablo barroco recientemente restaurado y en la nave izquierda con otro del siglo XVI.